Efecto de las elecciones parlamentarias en Armenia sobre el conflicto Nagorno-Karabaj

  19 Diciembre 2018    Leído: 1475
 Efecto de las elecciones parlamentarias en Armenia sobre el conflicto Nagorno-Karabaj

Desde la independencia de Armenia de la Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas (URSS) fue la primera vez el 9 diciembre de este año que se celebraron elecciones parlamentarias extraordinarias. Dos alianzas, nueve partidos y candidatos individuales compitieron por al menos 101 escaños y próximo primer ministro en la Asamblea Nacional Armenia. Por eso, unos 2,7 millones de ciudadanos con derecho a voto estaban llamados a las urnas para elegir a los diputados de la Asamblea Nacional. 

El 16 de octubre, el primer ministro de Armenia, Nikol Pashinián, habia presentado su dimisión para posibilitar la disolución del Legislativo y celebrar elecciones parlamentarias anticipadas en diciembre de 2018. De hecho, todas estas elecciones son simplemente un juego político que establece Nikol Pashinián, un experiodista de 43 años, para fortalecer su propio poder. Los comicios se celebraron en un momento en que Pashianián dispone de una gran popularidad. Es que el parlamento anterior estaba en manos del Partido Republicano, que se oponía a Pashinián. Por lo tanto, el primer ministro no podía mantener el cuerpo legislativo bajo su voluntad.

Entre los principales contendientes de las elecciones se encontraban el partido "Armenia Próspera", el "Partido Republicano de Armenia" y la "Federación Revolucionaria Armenia. Para acceder al Parlamento, un partido debió acumular más del 5% de votos y si es un bloque, más del 7%. Las elecciones armenias estuvieron supervisadas por más de 20.000 observadores locales e internacionales. La alianza "Mi paso" de Pashinian obtuvo una abrumadora mayoría y de ese modo será nuevamente primer ministro con esta nueva composición parlamentaria. El segundo partido con más apoyos fue "Armenia Próspera" liderada por el empresario armenio Gagik Tsarukián.

Recordemos que el expresidente Sarkisian fue forzado a renunciar el 23 de abril a raíz las revueltas populares conocidas como "Revolución de Terciopelo". Despues, Nikol Pashinyan fue electado primer ministro el 8 de marzo por el parlamento armenio, controlado por el Partido Republicano. Los republicanos controlaban el Parlamento armenio desde hace 20 años. Pashinian adquirió gran popularidad aprovechando la indignación pública a causa de la extendida pobreza, alto desempleo y corrupción desenfrenada. Armenia es un país en el que el 30% de los habitantes vive bajo el umbral de la pobreza, según datos oficiales. Aproximadamente un tercio de la población de Armenia emigró y trabaja en el extranjero. Por lo tanto, el nivel de participación en las elecciones (48%) fue bajo. Las remesas de los migrantes armenios representan alrededor del 14% del producto interno bruto anual del país.

Es poco probable que Pashinian realice cambios serios en su direccion de política exterior. De sus cuatro fronteras, dos están clausuradas por Turquía y Azerbaiyán, en tanto que las restantes también son inciertas por cuanto el límite norte con Georgia siempre tiene el riesgo de sufrir dificultades por cuestiones políticas del país vecino o de su tirante relación con Moscú. Georgia e Irán son las únicas dos vías con el mundo exterior. Por eso los posibles impactos de las sanciones estadounidenses a Irán son de vital importancia para Armenia. La razón de la mala economía armenia es el modelo oligárquico-monopolista y el bloqueo turco-azerí. La relación de Armenia con Turquía tiene lazos con el conflicto de Nagorno Karabaj. Armenia ha sufrido un bloqueo económico derivado del conflicto por Nagorno Karabaj, una región que está bajo la ocupación de las fuerzas armadas de Armenia desde 1994, tras una guerra separatista que duró seis años. La población azerbaiyana de las tierras ocupadas sufrió una limpieza étnica y más de un millón de ciudadanos se convirtieron en refugiados y desplazados forzosos. A causa del conflicto, Azerbaiyán y Turquía cerraron sus fronteras con Armenia, a la que interrumpieron el comercio y dejaron semiaislada. Los gobiernos armenios del pasado preferían seguir en guerra para poder mantener intactos sus turbios negocios. Estos responsables corruptos que saquearon el estado no han logrado ningún resultado tangible en Armenia durante muchos años.

La línea fronteriza sur que limita con Irán, tradicionalmente tranquila y operativa, ahora ingresa en un cono de sombras debido a las sanciones impuestas a ese país por el presidente Donald Trump. La presión de Washington sobre el gobierno armenio comenzó a hacerse sentir en la despedida del exembajador Richard Mills. A pesar de las nuevas sanciones de EEUU, se espera que Armenia continúe estableciendo vínculos estrechos con Irán. Pashinian confirma que no habrá variaciones en las relaciones con Irán. EEUU dice que quiere que Armenia sea dueña de su propia política exterior [en realidad lo que quiere es alejarla de Rusia]. Cuando el asesor de seguridad de EEUU John Bolton vino a Armenia el 24 Octubre, en su reciente visita a las naciones del sur caucásico, se habló sobre la necesidad de llegar a un acuerdo con Bakú. Despues de las elecciones parlamentarias Washington espera que el nuevo líder armenio tome pasos decisivos hacia un acuerdo de paz con Azerbaiyán. Durante su viaje a Ereván, el asesor estadounidense admitió que discutió sobre posibles ventas de equipamiento militar y afirmó que sin dudas la compra de armamento a EEUU era una "opción viable" para los dos paises. Después de la llegada de Bolton, Rusia acusa a EEUU de intentar fracturar sus relaciones con Armenia. Armenia siempre ha tenido estrechas relaciones con los rusos.

Las relaciones estratégicas con Rusia son una prioridad para Armenia. Rusia con más del 25% del intercambio comercial sigue siendo el mayor socio económico de Armenia. El 35% de las inversiones extranjeras en Armenia provienen de Rusia. El apoyo de guardias fronterizos rusos en la frontera entre Armenia y Turquía es muy necesario para las Fuerzas Armadas Armenias. Porque es una gran carga para Armenia de asumir la responsabilidad de proteger esta larga frontera. Los guardias fronterizos rusos también protegen la frontera entre Armenia e Irán. La existencia de la base militar 102 de Rusia en Armenia responde a los intereses nacionales de la república Armenia. El sistema de protección de la frontera estatal de Armenia con Turquía e Irán mantiene su estructura desde la época soviética. El Gobierno armenio considera la presencia militar rusa dentro de las fronteras del país como un componente importante que garantiza la seguridad nacional de la república. Rusia tiene suficiente influencia en el Cáucaso Sur y la puede utilizar para evitar que se desate una guerra en esta región.

Después de la llegada de Pashinian al poder, prevaleció la incertidumbre en la política exterior de Armenia. El líder de la "Revolución de terciopelo" armenia quiere firmar primero una alianza estratégica con Rusia y al mismo tiempo reforzar la cooperación con EEUU y la Unión Europea. Así comenzó a fustigar a sus oponentes políticos. Rusia reaccionó con enojo cuando las autoridades armenias dispusieron el arresto del secretario general de la Organización del Tratado de Seguridad Colectiva (OTSC) Yuri Khachaturov y del expresidente Robert Kocharian en julio pasado. El ministro de Relaciones Exteriores ruso, Sergei Lavrov, denunció entonces el proceso penal por motivos políticos. Este caso criminal contra el entonces secretario general de la OTSC había asestado un "colosal golpe a la imagen de toda la organización".

El Presidente de Azerbaiyán Ilham Aliyev intenta resolver el conflicto Karabaj directamente con Pashinian. El principal objetivo de Aliev es tratar de demostrar que es posible dialogar en solitario con Armenia. El 28 de septiembre de 2018 hubo una reunión en el marco del Consejo de los jefes de Estado de la CEI en Dusanbé y se restablecieron las relaciones entre Azerbaiyán y Armenia despues de los acuerdos alcanzados. En orden de afianzar ese nuevo modo de acercamiento en el diferendo de Nagorno Karabaj, es importante el acuerdo del presidente de Azerbaiyán y Armenia. La importancia de implementar todos estos acuerdos de manera efectiva puede ser lo que promoverá la confianza mutua y una atmósfera correspondiente para la resolución pacífica del conflicto. Azerbaiyán quiere que cambie el status quo. Luego de finalizadas las elecciones parlamentarias, Armenia va a hacer intentos de desestabilización en el proceso de negociaciones, Azerbaiyán debe preocupar por resolver estos asuntos porque Armenia puede crear situaciones difíciles.

Después de 2004, el presupuesto militar de Azerbaiyán se disparó, empujado por el alza de los precios del petróleo. La exportación de crudo es una de las principales fuentes de ingresos de Azerbaiyán. Paralelamente, las compras de armamento aumentaron. A partir del 2008, Azerbaiyán alteró radicalmente el modelo de sus importaciones militares. Empezó a adquirir armamento moderno no solo de los países de la antigua URSS, sino también de Israel, así como de los países occidentales. Azerbaiyán ha gastado cerca de 25.000 millones de dólares en armamento y modernización del Ejército a lo largo de los últimos 10 años. Por esta razon, Armenia tiene que cambiar su estrategia de política exterior contra Azerbaiyán. Armenia aplica una política agresiva en este region.

La posibilidad de que se desencadene una guerra entre Armenia y Azerbaiyán por Nagorno Karabaj es muy alta. La crisis experimentó una escalada tras haber permanecido latente durante más de dos décadas y se alcanzó el punto máximo de tensiones en lo que se conoció como la "guerra de los cuatro días" en abril de 2016. Desde entonces se mantiene en la zona un armisticio frágil que los bandos del conflicto se acusan mutuamente de violar. La UE llama a todas las partes del conflicto en Nagorno Karabaj a participar plenamente en negociaciones bajo los auspicios de copresidentes del grupo de Minsk sin condiciones previas. Azerbaiyán espera que haya un acercamiento constructivo a ese tema del nuevo gobierno de Armenia. La única opción para el arreglo del conflicto armenio-azerbaiyano de Nagorno-Karabaj es el restablecimiento de la integridad territorial de Azerbaiyán. Solo en este caso, será posible garantizar una paz y estabilidad sostenibles en la región...

Tural Omarli

www.lahaine.org


Etiquetas: Azerbaiyan   Armenia   Elecciones   Conflicto