Huawei Mate 30 Pro: la revolución tecnológica hecha smartphone

  12 Diciembre 2019    Leído: 268
  Huawei Mate 30 Pro:   la revolución tecnológica hecha smartphone

El último smartphone de Huawei enamora por su diseño y sorprende por su tratamiento de la imagen gracias a sus cuatro cámaras traseras. Hacer fotos con tu móvil ya no será lo mismo.

Estrenar lo último en tecnología siempre es un placer. El smartphone se ha convertido en una extensión más de nuestro cuerpo y nuestras exigencias van en aumento. Utilizarlo en la oficina o en el coche con la misma comodidad o una batería interminable son dos requisitos indispensables. La última propuesta de la marca Huawei, enamora a primera vista por su diseño, convence por su poder de procesamiento y sorprende por su tratamiento de la imagen. Su nuevo modelo, el Mate 30 Pro, es único para hacer fotografías y grabaciones con calidad profesional.

Podríamos decir que es el futuro de la fotografía móvil. O, al menos, que te hace sentir como si hubieras viajado adelante en el tiempo para conseguir tu nuevo teléfono. Huawei Mate 30 Pro, la última propuesta de la multinacional china de alta tecnología, es apabullante en términos de diseño, procesamiento e imagen. La revolución tecnológica hecha smartphone, especialmente en lo que a fotos y vídeo se refiere. No en vano, la nueva cámara trasera del terminal ha sido catalogada por los expertos de la web de referencia sobre análisis fotográfico DxOMark como la mejor de los teléfonos inteligentes existentes en el mercado actual. Lo ha hecho superando en puntuación a dos pesos pesados como son el iPhone 11 Pro Max y el Samsung Galaxy Note 10+ y ocupando así la primera posición de este ranking independiente.

Entre sus principales características, hay que destacar la incorporación del Kirin 990, el primero en integrar unidades de procesamiento fabricado en 7 nanómetros + EUV. Un motor que ofrece experimentar una velocidad alta, baja latencia, mayor tiempo de uso y potentes capacidades de tratamiento de las imágenes. La batería del Huawei Mate 30 Pro se ha mejorado hasta 4500 mAh para que soporte fácilmente las exigencias de todo un día. Así, el consumo energético del chip y el sistema de gestión de energía inteligente permite tenerlo encendido durante mucho más tiempo que nunca. Y para cargarlo, aún más facilidades: con o sin cable, en casa o en el coche.

El modelo mantiene la línea de diseño de la familia Mate. El frontal dispone de una pantalla OLED Huawei Horizon que se curva en un ángulo de 88 grados para maximizar el área de visualización con efecto cascada. Ahora ya no tiene botones laterales pues se han sustituido por unas teclas virtuales invisibles –para ajustar el volumen, juegos y la configuración de cámara–, gracias a una nueva función de interacción táctil lateral. Y además, la pantalla es acústica ofreciendo sonido a través de toda su superficie. En cuanto a seguridad de datos y privacidad, el terminal combina las funciones In-Screen Fingerprint –huella digital en la pantalla– y Huawei 3D Face Unlock –desbloqueo facial 3D–. Su sensor de gestos identifica los rasgos faciales y detecta el movimiento de las manos. Con esta información en tiempo real recibida en la NPU de núcleo pequeño, mucho comandos como desbloquear, cambiar de diapositiva o hacer capturas de pantalla se pueden ejecutar rápidamente mientras miras o deslizas la mano frente a la pantalla.

Por su parte, la funcionalidad HiCar ofrece conectividad avanzada para vincular el dispositivo y el sistema de comunicación y ocio del coche. Algo que también ocurre en  la oficina o en nuestro hogar. Con Tan sólo un toque, el Huawei Mate 30 Pro se conecta al portátil. La reproducción en curso en el móvil o la edición de archivos se reanudan automáticamente en el ordenador. La pantalla del teléfono aparece en la pantalla del portátil para que puedas arrastrar y soltar archivos entre ellas, y editarlos en el portátil mientras envías mensajes en el teléfono utilizando el mismo teclado y el mismo ratón.

Definitivamente, el uso que el Huawei Mate 30 Pro hace de la inteligencia artificial continúa enriqueciendo la experiencia del usuario. Y si hay algo en lo que el modelo de Huawei ha conseguido superar las expectativas de nuevo es volver a ofrecer una experiencia fotográfica mejorada. La marca especializada en investigación y desarrollo marca tendencia otra vez, ahora con su cuádruple cámara trasera. Con ella es más fácil que nunca captar los detalles con nitidez en todas las imágenes, tanto de día como de noche.

Las cuatro cámaras del Huawei Mate 30 Pro están rodeadas por un Halo –una suerte de anillo mecánico– obteniendo la fusión perfecta de la reflexión y la refracción. En primer lugar, el sistema incluye una cámara dual SuperSensing Cine de 40MP, que permite tomar fotografías profesionales –incluyendo tomas nocturnas y de alto rango dinámico, gracias al ultra gran angular con 4K– y grabar vídeos con muy poca luz, con una cámara ultra slow-motion, o en time-lapse. Para ello, cuenta con un sensor de 1/1.54 pulgadas con ISO máximo de 51200. Merece la pena insistir en el modo de grabación a cámara superlenta –a una tasa de 7.680 FPS, multiplicando así por ocho la grabación a 960 FPS habitual en otros terminales de la competencia–. Sin duda es una de las especificaciones que más ha llamado la atención de los expertos.

El Halo también incorpora una tercera cámara teleobjetivo de 8MP –con un zoom óptico de 3x, un zoom híbrido de 5x y un zoom digital de hasta 30x– y una cuarta y última cámara 3D con efectos pro-bokeh y profundidad de campo para mejorar los selfies y retratos. La estabilización de imagen óptica (OIS), la estabilización de IA (AIS) y la detección de profundidad completan las funcionalidades fotográficas del Mate 30 Pro.

abc


Etiquetas: Huawei   Mate   30   pro