Así es el "cybercar", un coche del futuro para Tesla

  12 Diciembre 2019    Leído: 433
Así es el "cybercar", un coche del futuro para Tesla

Así es el "cybercar", un coche del futuro para Tesla.

El pasado 22 de noviembre se presentó el Tesla Roadster 2020, la furgoneta eléctrica del futuro que más críticas ha despertado entre los seguidores de la marca de Elon Musk; aunque lo cierto es que la aceptación del vehículo en el mercado es sobresaliente.

Así lo atestigua el hecho de que la policía de Dubái haya encargado varios ejemplares de esta "pick up" sostenible. Los cuerpos de seguridad la capital de Emiratos Árabes Unidos no escatiman a la hora de invertir en automóviles de lujo. Presume de una flota de coches de lujo de la altura de un Bugatti Veyron, Lamborghini Aventador, Lexus RC F, BMW i8, Bentley Continental, McLaren MP4-12C, Brabus B63S–700 Widestaro, Aston Martin One-77, Porsche 918 Spyder, Ferrari FF.

El estado apuesta ahora por los eléctricos y no ha dudado en invertir en un Renault Twizy, ocho Chevrolet Bolt EV y una Kawasaki H2 de 300 CV. Ya han encargado varias unidades del nuevo Tesla Roadster 2020 y no es sólo esta institución la que ve el futuro en manos de Musk. En los 5 primeros días en los que el coche salió al mercado se reservaron 250.000 vehículos. Una marca contundente para la compañía solo superada por el Tesla Model 3.

El "cybercoche" deportivo de lujo

En las redes sociales, sin embargo, las críticas se cebaban con el diseño del automóvil; demasiado extravagante para los usuarios. Las respuestas a la fórmula de Tesla no tardaron en hacerse eco en el "multiverso" de internet.

El estudio de diseño Jidens Creative lanza una propuesta a al fabricante y amolda el diseño original del coche a las preferencias del mercado sin renunciar a la línea rupturista por la que Tesla quiere apostar.

El "cybetruck" reinventado hereda las formas de un coche deportivo de lujo que, en algunas de sus aristas recuerda al estilo de Lamborghini. El estilo moderno y agresivo del nuevo automóvil se refina y añade más esquinas y capó que no es del todo recto.

La luna lateral rota es un guiño a la presentación del último modelo de la copañía de Musk en la que un cristal blindado se rompió ante la sorpresa de los asistentes. Se desconoce por el momento la posibilidad de que Tesla vaya a acoger esta propuesta, que respeta la naturaleza "pick up" pero contentará además a los amantes del lujo, orgullosos de la elegancia conducir de sus vehículos.

Cybertruck, el primer vehículo de su categoría

Elon Musk se inspiró en Blade Runner para la nueva revolución de Tesla. La distopía dirigida por Ridley Stott en 1982 arranca situando el futuro en el tiempo y el espacio: Los Ángeles, 2019. El nuevo vehículo de la marca lo representa y el magnate explica que "no se parece a nada de lo que hayamos visto antes".

Su diseño, en efecto, es rompedor y absolutamente novedoso. Se basa en la línea recta, que se recorta en formas musculosas y agresivas. Sus creadores le dieron esa forma a propósito: querían fabricar una furgoneta diferente porque este tipo de automóvil se produce con el mismo corte desde hace 100 años.

La camioneta eléctrica de Tesla tiene una autonomía de 805 km por lo que, además de ser sostenible y ecológica aporta mucha libertad a sus propietarios, que podrán organizar sus escapadas, customizar el vehículo a su gusto y usarlo como si de una autocaravana se tratara.

La furgoneta de Tesla Motors tienen unas cualidades que no se alcanzaron hasta la fecha en un vehículo de sus características. Durante la presentación Musk incidió en su 'Exoskeleton', una estructura exterior fabricada en acero inoxidable laminado en frío 30X Ultra-Hard, que la convierte en un automóvil resistente y capaz de soportar golpes, que no se abolla ni se corroe. Un factor que, además de garantizar durabilidad a sus propietarios, les otorga seguridad.

En el interior, forrado en piel y muy espacioso, hay una pantalla táctil, al igual que en el Model 3, que servirá para controlar todos los aspectos de "cybertruck". El volante también recibe un importante rediseño que abandona el formato circular. Tiene capacidad para seis pasajeros y en la parte trasera cuenta con una 'cama' de casi 2 metros, que han llamada "la bóveda". Esta bóveda cuenta con una cubierta desplegable e incluso se cuenta con una rampa oculta en la parte inferior, que sirve para subir vehículos o algo con ruedas.

En segundo lugar tenemos algo que han llamado 'Tesla Armor Glass', que es un vidrio "ultra-fuerte" que está compuesto por varias capas de polímeros capaces de "absorber y redirigir la fuerza de los impactos", esto para mejorar la resistencia y evitar daños.

Según Musk, la idea de fabricar una pickup surgió hace 7 años, ya que se trata de los vehículos más vendidos en Estados Unidos, los cuales sirven para una amplia variedad de tareas y funciones, tanto comerciales como personales. Tesla fabrica 3 modelos diferentes y adapta cada uno de ellos a las necesidades de sus clientes.

En su versión motor sencillo la pick up tiene 402 km de autonomía, acelera de 0 a 96,5 en 6,5 segundos, alcanza una velocidad máxima de 177 km/h y cuesta 39.900 dólares (36.249 euros). El segundo modelo monta un propulsor Dual AWD, tiene una autonomía de 483 km, acelera de 0 a 96,5 en 4,5 segundos, alcanza una velocidad máxima de 193 km/h y cuesta 49.900 dólares (45.326 euros). La versión premium de la camioneta, en cambio, se propulsa por un TRI MOTOR AWD, tiene una autonomía de 805 km, acelera de 0 a 96,5 en 2,9 segundos y alcanza una velocidad máxima de 210 km/h. El precio de este vehículo: 69.900 dólares, 63.504 al cambio actual.


Etiquetas: cybercar   Tesla