Empleados de Boeing informan de un nuevo problema en los 737 MAX

  29 Abril 2019    Leído: 564
Empleados de Boeing informan de un nuevo problema en los 737 MAX

La compañía aérea recibió este mes a través de su línea directa cuatro denuncias que podrían dar paso a un nuevo ángulo de investigación.

La Administración Federal de Aviación de EE.UU. (FAA, por sus siglas en inglés) podría estar considerando dar un nuevo enfoque a su investigación sobre la línea de aviones 737 MAX de Boeing, que en menos de cinco meses protagonizaron dos siniestros fatídicos en Indonesia y Etiopía.

Cuatro antiguos y actuales empleados de Boeing llamaron a la línea directa de la FAA para presentar quejas sobre los aviones de la línea 737 MAX después de que la ministra de Transporte de Etiopía, Dagmawit Moges, emitiera este mes el informe preliminar sobre el siniestro del vuelo 302 de Ethiopian Airlines, que se estrelló a los pocos minutos de despegar de Adís Abeba el 10 de marzo, causando la muerte de 157 personas.

Se informa que las denuncias de los empleados se centraron principalmente en los problemas del sensor del ángulo de ataque de los aviones, el equipo que mide el ángulo del avión en el aire, y su sistema automático de estabilización (MCAS, por sus siglas en inglés). 

Sin embargo, una de las quejas apuntó a un problema no reportado anteriormente que tiene que ver con un "objeto extraño" que daña el cableado del sensor de ángulo de ataque, según una fuente familiarizada con el tema.

A principios de abril, el máximo ejecutivo de Boeing, Dennis Muilenburg, admitió que el 'software' de los aviones de la compañía fue el responsable de los accidentes de las aeronaves 737 MAX 8 en Etiopía e Indonesia.

Muilenburg dijo que aparentemente, tanto en el vuelo de Etiopía como en el de Indonesia, siniestrados en marzo y octubre respectivamente, el MCAS se activó en respuesta a una información "errónea" del ángulo de ataque, lo que provocó los accidentes fatales.

A finales de marzo, la compañía presentó la actualización final del sistema de estabilización MCAS para sus aviones del modelo 737 MAX. Boeing asegura haber desarrollado los cambios necesarios para proporcionar "capas adicionales" de protección por si los sensores de inclinación de los aparatos ofrecen datos erróneos. Además, la nueva versión permite a los pilotos desactivar el programa para operar las naves manualmente si surge algún problema.


Etiquetas: