Siria: brujos y hechiceros se aprovechan del miedo de la gente corriente

  18 Septiembre 2018    Leído: 660
Siria: brujos y hechiceros se aprovechan del miedo de la gente corriente

Con el estallido de la guerra, hechiceros, adivinos y astrólogos surgieron en diferentes regiones de Siria, para beneficiarse de los temores de los sirios comunes. Básicamente, la gente quiere saber el destino de los desaparecidos y conseguir amuletos.

Uno de los hechiceros contó a Sputnik que principalmente se ocupan deconjuros tradicionales para la salud, transacciones exitosas, hechizos de amor. Las mujeres a la manera antigua, preparan brebajes en la comida como mal de ojo. Es fácil encontrar la receta deuna pócima mágica en numerosos libros que se venden en casi todas las tiendas.


Como comentó a Sputnik el propietario de una de las librerías de Damasco,"no hay censura para la literatura esotérica. Habría que prohibir su publicación, y sin embargo,  se imprimen en grandes tiradas. Así es como aparecen tantos hechiceros en el país".

Estos hechiceros explican  a la gente que hay una gran diferencia entre la magia negra y la magia blanca. Y que solo la primera puede hacer el mal a las personas. Y luego hay otro tipo de magia ligera que ayuda a las personas en general. Así como también la 'magia roja', legado de los antepasados.

El doctor en teología de la Universidad de Tesalónica, el clérigoFayadSpyridoncomentóa Sputnikque todas estas magias negra, roja o blanca son lo mismo y no hay que aplicar ninguna de ellas. Según él, la persona que se entrega a los brujos, se aparta de Dios para entregarse a los demonios. Y además pagan dinero por ello.  "Si una persona se involucra en la práctica de la brujería, es excomulgado", dijo el padre Spiridon Fayad.

El jefe del Departamento de Asesoramiento en el Ministerio sirio de Asuntos Religiosos y Cultos (Awqaf), Zakaria al-Jauli, dijo al Sputnik que "la brujería está prohibida en el Islam y que hay planes para trabajar en las escuelas, para que incluso los niños entiendan que tales cosas son peligrosas y dañinas".


Etiquetas: Siria