Quién es Abdalá Bucaram, el expresidente ecuatoriano detenido con el motivo de delincuencia organizada

  13 Agosto 2020    Leído: 364
Quién es Abdalá Bucaram, el expresidente ecuatoriano detenido con el motivo de delincuencia organizada

El miércoles, la Policía de Ecuador detuvo al expresidente y candidato presidencial, Abdalá Bucaram, por presunta delincuencia organizada.

La Fiscalía general de Ecuador solicitó que Bucaram fuera trasladado desde su hogar, en Guayaquil, a Quito, por la investigación de la muerte del ciudadano isaelí Shy Dahan en la Cárcel del Litoral.

Shy Dahan fue hallado muerto el pasado 8 de agosto en su celda. Su compañero, el también israelí Oren Sheinman, resultó herido y fue ingresado al programa de testigos protegidos, destacó el diario El Comercio.

La Embajada de Israel en Ecuador consideró que era “muy grave que un preso, ciudadano israelí, haya sido asesinado en la cárcel” y aseveró que el hecho debe investigarse a fondo.

Pero este no es el único escandalo en el que ha estado envuelto el exmandatario ecuatoriano.

Nacido en Guayaquil, la vida pública de Abdalá Bucaram comenzó cuando integraba el equipo de atletismo de Ecuador en los Juegos Olímpicos de Munich 1972, siendo el abanderado de su país.

Graduado como abogado de la Universidad de Guayaquil, asumió su primer cargo público en 1979, cuando fue nombrado intendente provincial de la Policía.

Su hermana Martha Bucaram era la esposa del expresidente Jaime Roldós, quienes murieron en un accidente aéreo en circunstancias no aclaradas, en el Cerro Huayrapungo, el 24 de mayo de 1981.

En 1983, Abdalá Bucaram fundó el Partido Roldosista Ecuatoriano, con el cual ganó las elecciones para la alcaldía de Guayaquil en 1984, pero no logró cumplir su periodo pues en septiembre del siguiente año, acusó a las Fuerzas Armadas del país de “no servir para nada que no sea para gastar plata y desfilar en días cívicos”, por lo que fue condenado y huyó a Panamá donde fue exiliado.

En los años siguientes, Bucaram se turnó entre Ecuador y Panamá entre amnistías, exilios, campañas presidenciales fallidas y reactivaciones de juicios en su contra.

En su tercera campaña presidencial en 1996, Bucaram finalmente ganó la Presidencia y ejerció durante un corto periodo en el Palacio de Carondelet (sede de Gobierno).

Bucaram solo ejerció el liderazgo de su nación por cinco meses y 25 días. Tomó posesión el 10 de agosto de 1996 y fue destituido el 6 de febrero de 1997 por el Congreso ecuatoriano.

El 'loco' Bucaram

Su estilo de gobierno reveló una personalidad mesiánica y poco convencional, que le atrajo bastantes críticas entre sus opositores y los medios de comunicación. Por esta razón, fue bautizado como el 'Loco' Bucaram.

Uno de sus actos de gobierno más controvertidos fue a un mes de iniciado su mandato, cuando puso a la venta una marca de leche destinada a las clases populares, que bautizó como 'Abdalact', con su rostro impreso en las cajas y que se distribuiría a la mitad del precio oficial del alimento.

En su visita a Perú para buscar la paz después de los enfrentamientos armados entre los dos países en 1995, Bucaram aprovechó la popularidad de su homólogo Alberto Fujimori para hacerse notar a través de recorridos en los barrios populares de Lima y Ayacucho, discursos cargados de emotividad y hasta le alcanzó para cantar una canción del grupo uruguayo Los Iracundos. En esta visita en particular se destacó ese estilo informal de gobierno que lo caracterizaría durante su breve período.

En su plan de mandato ejecutó una estrategia económica planeada por Domingo Cavallo (ministro de Economía en Argentina durante el ‘Corralito’) que aumentó el costo de servicios básicos como la electricidad, el gas doméstico, el agua potable y la telefonía, originando un fuerte descontento social que desembocó en protestas a nivel nacional y paros que aceleraron su derrocamiento.

Sus reformas económicas, políticas y sociales duraron por lo menos 10 años. Sin embargo, los seis meses en el poder le fueron suficientes para verse involucrado en escándalos administrativos por corrupción y nepotismo.

Bucaram fue acusado de desviar millones de sucres (antigua moneda ecuatoriana) en el marco del proyecto ‘Mochila escolar’, con el cual se buscaba dotar a los niños de bajos recursos con útiles escolares y alimentación.

Dicha instintiva, estimada en unos USD 40 millones (de la época), nunca se llevó a cabo. Por lo mismo, Bucaram, junto a la entonces ministra de Educación, Sandra Correa, fueron involucrados en un proceso judicial que prescribió en el 2017.

Bucaram fue enjuiciado por peculado después de haber girado 11.000 millones de sucres de los gastos reservados de la Presidencia a cuentas de agentes de seguridad del Palacio de Carondelet. El Congreso lo destituyó bajo el cargo de incapacidad mental, pese a que no había soportes médicos para tal acusación, según señalaron sus partidarios.

El ‘Loco’ Bucaram dejó el Palacio de Carondelet y se autoexilió por 20 años en Panamá. La destitución de Bucaram de la Presidencia dio inicio a una serie de intermitentes gobiernos destituidos en poco tiempo en Ecuador, que finalizó en 2005 con la llegada al poder de Rafael Correa Delgado.

Después de varios intentos de retorno al país, finalmente regresó en junio de 2017, para respaldar la candidatura del actual jefe de Estado, Lenín Moreno.

Apenas este lunes, Bucaram había anunciado su candidatura a la presidencia para las elecciones que se llevarán a cabo el próximo 7 de febrero.

Bucaram afirmó que sería candidato pese a que es investigado por los delitos de tráfico de armas y bienes patrimoniales. También es sospechoso de presunto peculado en contrato de insumos médicos.

Cabe destacar que el viernes 31 de julio, la justicia ecuatoriana dictó prisión preventiva contra Dalo, Jacobo y Mishel Bucaram, hijos de Abdalá Bucaram, por la presunta asociación ilícita para la venta irregular de insumos a hospitales de Guayaquil.

anadolu


Etiquetas: