El régimen sirio y la oposición negocian una nueva Constitución

  31 Octubre 2019    Leído: 210
El régimen sirio y la oposición negocian una nueva Constitución

Fuerzas rusas y turcas comenzarán mañana a patrullar juntos en el noreste de Siria.

Después de ocho años y medio desde que comenzó la guerra en Siria y dos con las conversaciones de paz suspendidas, Ginebra acogió ayer un nuevo intento de sentar en la misma mesa a representantes del Gobierno de Damasco y de la oposición al régimen. El objetivo consiste en elaborar una Constitución que siente las bases del futuro político del país árabe. Mientras, Moscú y Ankara anunciaban que a partir del viernes las fuerzas rusas y turcas patrullarán conjuntamente la franja del noreste de Siria de donde los kurdos se han retirado.

«El arranque de los trabajos del Comité Constitucional sirio es una gran victoria de todos y, más importante todavía, del pueblo de Siria», afirmó ayer en Ginebra en rueda de prensa el ministro de Exteriores ruso, Serguéi Lavrov, Según sus palabras, «no es un logro de uno u otro lado, sino de todo el pueblo sirio, del gobierno, la oposición y todos los ciudadanos del país».

Lavrov asistió al importante evento flanqueado por sus homólogos de Turquía e Irán, Mevlut Cavusoglu y Mohammad Javad Zarif, quienes también calificaron el momento vivido ayer de «clave» para la paz. Tras el escaso resultado obtenido en las reuniones impulsadas por Rusia en Astaná, ahora Nur-Sultán, la capital de Kazajstán, el Kremlin ha puesto toda la carne en el asador para convencer a Damasco de la necesidad de acudir a Ginebra.

El presidente ruso, Vladímir Putin, con cuya intervención militar en Siria ha logrado que Bashar al Assad recupere el control sobre la mayor parte del territorio del país y se acorrale y casi se erradique al Daesh, quiere ahora que el éxito de su operación se corone con un acuerdo político, con una nueva Carta Magna, para Siria. Y poner fin así a la guerra, pero en situación favorable para Assad, su principal aliado en Oriente Próximo.

Las tres delegaciones del Comité Constitucional sirio con 50 miembros cada una, la del régimen, la de la oposición y la de la sociedad civil, no se sentaron ayer en la misma mesa y entraron a la sala por puertas diferentes, pero sí estuvieron en sus asientos colocados frente a frente.

El primero en tomar la palabra tras comenzar la sesión fue Enviado Especial de la ONU para Siria, Geir Pedersen, admitiendo que «sé que no es fácil para ustedes estar aquí juntos, en esta sala, y lo respeto». Después intervino el copresidente de la delegación de Damasco, Ahmad Kuzbari, y luego el copresidente de la delegación de la oposición, Hadi Albahr. A partir de la próxima semana, un grupo de 45 personas comenzarán a redactar la Constitución sin ninguna fecha tope establecida.

Patrulla conjunta
Por otro lado, Rusia y Turquía se preparan ya para que sus fuerzas patrullen conjuntamente el noreste de Siria a partir del viernes y comprobar que efectivamente en la franja establecida en el acuerdo alcanzado en Sochi el pasado día 22 no quedan ya destacamentos kurdos. «Comenzaremos las patrullas conjuntas con Rusia este viernes, pero, si vemos que los terroristas no se retiran, nos reservamos el derecho de actuar», dijo ayer en Ankara el presidente turco, Recep Tayyip Erdogan.

Según dijo el martes el ministro ruso de Defensa, Serguéi Shoigú, las Unidades de Protección del Pueblo, consideradas terroristas por Turquía, «se retiraron antes de que venciera el plazo de 150 horas fijado en Sochi de la franja comprendida entre las ciudades sirias de Tal Abiad y Ras al Ain». Erdogan, no obstante, ha advertido que «iremos decidiendo cómo actuar a medida que se vaya implementando el acuerdo».

abc


Etiquetas: Constitución   Siria   Turquia   Rusia