La hija de un multimillonario reconoce que ayudó al líder de una secta que reclutaba esclavas sexuales

  22 Abril 2019    Leído: 229
La hija de un multimillonario reconoce que ayudó al líder de una secta que reclutaba esclavas sexuales

La estadounidense Clare Bronfman admitió haber cometido —entre otros delitos— fraude de tarjetas de crédito en nombre de Keith Raniere, líder de NXIVM.

Clare Bronfman, hija del multimillonario y expresidente de la compañía canadiense Seagram, Edgar Bronfman, reconoció este viernes ante un tribunal de Brooklyn (Nueva York, EE.UU.) que ayudó a reclutar esclavas sexuales para Keith Raniere, líder de NXIVM, una secta que se hacía pasar por una empresa de autoayuda, informa AP.

Bronfman, de 40 años, admitió haber ocultado a una persona que vivía de manera ilegal en EE.UU. a cambio de "trabajo y servicios" no remunerados, y también haber cometido fraude de tarjetas de crédito en nombre de Raniere. Asimismo, declaró al juez que ella había querido ayudar a la gente a través de NXIVVM, pero que terminó deshonrando a su familia.


Según la agencia, Bronfman realizó donaciones de decenas de millones de dólares a la organización de Raniere. Como parte del acuerdo de admisión de culpabilidad, la mujer tendrá que pagar una multa de 6 millones de dólares de los 200 que conforman su fortuna. Además, el próximo 25 de julio podría ser sentenciada a una condena de más de dos años de prisión.

En marzo del año pasado las autoridades mexicanas detuvieron a Raniere en Puerto Vallarta (Jalisco, México) y lo deportaron a EE.UU., acusado de tráfico sexual, conspiración para trabajo sexual y conspiración para trabajo forzado de mujeres a las que marcaba las iniciales de su nombre en sus cuerpos con metales candentes, como se hace con el ganado. Asimismo, solo les permitía comer entre 500 y 800 calorías diarias para que tuvieran "un cuerpo atractivo". Posteriomente, también fue acusado de tener sexo con niños y producir pornografía infantil. Será juzgado el próximo 29 de abril.

El lunes de la semana pasada la actriz estadounidense Allison Mack, conocida por interpretar a Chloe Sullivan —amiga de Superman— en la serie de televisión 'Smallville', se declaró culpable de cargos de conspiración y extorsión relacionados con la misma secta. Hace un año Mack ya había sido detenida por cargos de tráfico sexual, conspiración para el trabajo sexual y conspiración por fraude electrónico, aunque fue liberada tras pagar una fianza de 5 millones de dólares. El próximo 11 de septiembre podría recaer sobre ella una pena mínima de 15 años de cárcel si es declarada culpable de todos los cargos que se le imputan.

RT


Etiquetas: