El Kremlin niega restricciones a la navegación en el estrecho de Kerch

  03 Diciembre 2018    Leído: 356
El Kremlin niega restricciones a la navegación en el estrecho de Kerch

 Las declaraciones de Kiev sobre supuestas restricciones a la navegación en el estrecho de Kerch que conecta el mar de Azov con el Negro son falsas, declaró el portavoz del Kremlin, Dmitri Peskov.

"No se corresponden con la realidad, existe un procedimiento para informar a la administración del puerto de Kerch, por eso aquí no hay ninguna restricción", aseguró Peskov al comentar la declaración correspondiente del viceministro de Infraestructura de Ucrania, Yuri Lavreniuk, de que Rusia presuntamente impide la entrada de los buques ucranianos en el estrecho de Kerch.


Asimismo, el portavoz presidencial ruso, Dmitri Peskov, declaró que el Kremlin considera absurdas las declaraciones del presidente de Ucrania, Petro Poroshenko, sobre supuestos planes de Rusia de invadir los puertos ucranianos Berdiansk y Mariúpol, situados en el mar de Azov.

Poco antes Poroshenko, durante una entrevista al alemán Funke Media Group, aseguró que Rusia tiene la intención de apoderarse de las ciudades ucranianas de Berdiansk y Mariúpol para asegurarse de una ruta terrestre que una Donbás y Crimea.

"Se trata de una declaración totalmente absurda, de hecho, es un nuevo intento de aumentar aún más la tensión", dijo el portavoz.

Peskov destacó que ese tipo de provocaciones "se seguirán produciendo a medida que se acerquen las elecciones en Ucrania".

"Rusia nunca ha ocupado nada ni ha creado ningún tipo de corredores, se trata de una declaración totalmente infundada y de una acusación contra Moscú", subrayó Peskov.

Para el presidente Ucraniano, la prueba de esos planes de la parte rusa consiste en la detención de los barcos ucranianos que violaron su frontera marítima a la entrada en el mar de Azov.


Además, el portavoz declaró que después del incidente en el mar Negro, los presidentes de Rusia y Ucrania, Vladímir Putin y Petró Poroshenko, aún no han mantenido una conversación telefónica, ni tienen previsto hacerlo en los próximos días.

"Solo puedo confirmarles que por ahora, tras el incidente, no ha habido conversación telefónica entre Putin y Poroshenko, y que sepa yo, no está programada para los próximos días", dijo a la prensa.

Antes, Poroshenko declaró que tras el incidente había intentado ponerse en contacto con Putin y que estaba dispuesto a una conversación telefónica en cualquier formato, ya sea bilateral, en el formato de Normandía (Alemania, Francia, Rusia, Ucrania), o con representantes de EEUU.

Peskov subrayó que es innecesario abordar el asunto en el formato de Normandía porque este busca resolver el conflicto en Donbás.

"El formato de Normandía se dedica a la implementación de los acuerdos de Minsk, mientras que esta situación, más bien, la provocación de Ucrania en las aguas territoriales de Rusia, difícilmente puede extenderse a los acuerdos de Minsk", dijo Peskov al comentar una posible reunión en este formato por la tensión ruso-ucraniana en el mar.

Posible visita de Putin a EEUU
El funcionario añadió que los presidentes de Rusia y EEUU, Vladímir Putin y Donald Trump, durante su breve contacto en la cumbre argentina del G20 no debatieron una posible visita del mandatario ruso a Washington.

"No, no se debatió", dijo preguntado si Putin y Trump durante su corta conversación trataron el tema de una posible visita del presidente ruso a EEUU.

Donald Trump anunció que cancelaba la reunión con Putin programada para la cumbre de Buenos Aires por la detención de los buques ucranianos que violaron la frontera nacional rusa y fijó como condición del encuentro la liberación de los marineros ucranianos.

Peskov dijo lamentar tal decisión de Trump.


El 25 de noviembre, Rusia apresó dos lanchas artilladas y un remolcador de la Marina de Guerra ucraniana con 24 tripulantes a bordo que invadieron un sector temporalmente cerrado de sus aguas territoriales cerca de Crimea, avanzaron hacia el estrecho de Kerch realizando una maniobra peligrosa y desobedecieron a guardacostas rusos que intentaron pararlos.

Moscú calificó el incidente de provocación, con la que el actual presidente ucraniano, Petró Poroshenko, busca ganar puntos de cara a las elecciones presidenciales del 31 de marzo de 2019


Etiquetas: Kerch   Kremlin