El Kremlin reacciona al incidente en el estrecho de Kerch

  26 Noviembre 2018    Leído: 233
El Kremlin reacciona al incidente en el estrecho de Kerch

El portavoz de la Presidencia rusa, Dmitri Peskov, calificó de "muy peligroso" el incidente que tuvo lugar el 25 de noviembre cerca del estrecho de Kerch, que conecta el mar Negro con el de Azov.

"El asunto será examinado hoy por iniciativa de Rusia en el Consejo de Seguridad (de la ONU). Se trata de una provocación muy peligrosa, por lo cual requiere, desde luego, de una atención y un examen especiales", dijo Peskov a periodistas.

El representante del Kremlin agregó que "el Ministerio de Asuntos Exteriores de Rusia está redactando una declaración amplia" al respecto.

Rusia apresó el 25 de noviembre dos lanchas artilladas y un remolcador de la Marina de Guerra ucraniana que navegaban de Odesa, en el mar Negro, a Mariúpol, en el mar de Azov, alegando una incursión ilegal en sus aguas territoriales cerca de Crimea.

Durante el incidente, los guardacostas rusos usaron armas causando heridas a varios tripulantes ucranianos: tres, según Moscú, y seis, según Kiev.

Rusia, que solicitó para este 26 de noviembre la convocatoria de una reunión extraordinaria del Consejo de Seguridad de la ONU ante la escalada de tensión en el mar de Azov, sostiene que los barcos ucranianos realizaban una maniobra peligrosa y desoyeron la orden de parar.

El Consejo ucraniano de Seguridad Nacional y Defensa (SNBO) decidió imponer la ley marcial por un plazo de 60 días.

La decisión, anunciada cuando falta un mes para la campaña de las presidenciales en Ucrania, todavía debe recibir luz verde en la Rada Suprema (Parlamento) que se reunirá para una sesión extraordinaria a las 14.00 GMT de este 26 de noviembre.

El presidente ucraniano, Petró Poroshenko, dijo que la ley marcial no conlleva una movilización inmediata, pero sí formación de reservistas del primer turno.

Ucrania puso en alerta máxima sus tropas ante la inminente entrada en vigor de la ley marcial.

La libre navegación en el mar de Azov —mar interior entre Rusia y Ucrania, según un acuerdo bilateral- se complicó en los últimos meses después de que guardacostas ucranianos apresaran varios barcos rusos que habían visitado Crimea, un "territorio ocupado" para Kiev. Moscú calificó las acciones de Kiev como "terrorismo marítimo" y contestó endureciendo los controles en la zona rusa del mar de Azov, que se conecta con el Negro a través del estrecho de Kerch.

Para Kiev, son inspecciones injustificadas que entorpecen el tránsito de los barcos hacia los puertos de Ucrania y se traducen en demoras con un coste adicional para las navieras.


Etiquetas: