Goldman Sachs defiende que es hora de volver al efectivo

  21 Noviembre 2018    Leído: 584
Goldman Sachs defiende que es hora de volver al efectivo

Los estrategas del banco de inversiones estadounidense aseguran que el mercado monetario va a convertirse en una fuente de activos competitivos ante los valores.

Los mercados de valores han experimentado una gran racha en los últimos años, pero ahora que el efectivo ofrece rendimientos positivos ajustados a la inflación, puede ser prudente que los inversionistas reorienten su foco de atención, opinan los expertos del banco de inversiones Goldman Sachs.

"Los inversores de activos mixtos deben mantener la exposición al riesgo [inherente a las acciones], pero elevar las asignaciones en efectivo", señaló un reporte de estrategas de la compañía recogido por Bloomberg.

Según ellos, "el efectivo representará una clase de activo competitivo ante las acciones por primera vez en muchos años".

Las recientes alzas en la tasa de interés de la Reserva Federal han elevado los rendimientos de los fondos del mercado monetario a más del 2 %, superando el ritmo de la inflación. Se espera que la Reserva Federal incremente su tasa de referencia en otro cuarto del punto porcentual el próximo mes y aún más en 2019. Eso significa que el efectivo puede hacerse aún más atractivo, señalan desde Goldman Sachs.

Hablando de las acciones, los estrategas del banco aconsejan que los inversores se centren en sectores defensivos, incluidos los servicios públicos. El índice S&P 500, considerado por muchos como el más representativo del mercado de acciones en EE.UU., generará "un modesto rendimiento absoluto de un solo dígito" el próximo año, mientras que las ganancias y el crecimiento económico "robusto" avistados en 2018 se desacelerarán, vaticinaron.

El mercado de valores de EE.UU. ha sido arrastrado recientemente por el desplome del sector tecnológico, que contribuyó a un retroceso del 8 % en el S&P 500.

El miedo a una regulación más estricta, las tensiones en el comercio mundial, el aumento de las tasas de interés y otros factores también han llevado a una amplia liquidación de acciones estadounidenses. El índice bursátil Nasdaq Composite, con una gran representación de empresas tecnológicas, cerró con una bajada de más del 3 % el lunes, mientras que el S&P 500 cayó el 1,7 %


Etiquetas: