Poroshenko promulga la ley que permite a Holanda juzgar a los culpables del caso MH17

  21 Julio 2018    Leído: 338
Poroshenko promulga la ley que permite a Holanda juzgar a los culpables del caso MH17

 El presidente ucraniano, Petró Poroshenko, promulgó la ley sobre la ratificación del acuerdo de cooperación legal entre Kiev y Ámsterdam, un documento clave que permite a la justicia holandesa procesar a los culpables del derribo del vuelo MH17 malasio, informó la oficina presidencial de Ucrania.

El acuerdo, suscrito en julio de 2017 por el ministro de Justicia de Ucrania, Pável Petrenko, y el entonces ministro de Seguridad y Justicia de Países Bajos, Stef Blok, fue ratificado por el Parlamento ucraniano el 12 de julio.


De acuerdo con la información del Ministerio de Justicia de Ucrania, "el acuerdo firmado estipula que Países Bajos tiene la atribución de perseguir a personas por los delitos" relacionados con el siniestro del vuelo MH17.

Según el documento, el juicio de los sospechosos se llevará a cabo en un tribunal de Países Bajos, o por jueces neerlandeses a través de videoconferencia.

Aquellos procesados que no puedan ser extraditados a Países Bajos, cumplirán su condena en Ucrania.

El 17 de julio de 2014, el vuelo MH17 de la compañía Malaysia Airlines que se dirigía de Ámsterdam a Kuala Lumpur, fue alcanzado por un misil cuando sobrevolaba la provincia de Donetsk, en el este de Ucrania, zona convulsionada por los enfrentamientos entre las tropas ucranianas y las milicias.

Ninguna de las 298 personas que viajaban en el avión, en su mayoría holandeses, sobrevivió.


El Equipo de Investigación Conjunto (JIT, en inglés), integrado por representantes de los Países Bajos, Malasia, Australia, Bélgica y Ucrania, concluyó en su informe de septiembre de 2016 que el avión fue derribado por un misil del sistema antiaéreo Buk, presuntamente transportado desde Rusia a un área bajo control de las milicias de Donetsk.

A finales de mayo pasado, el equipo divulgó que la lanzadera pertenecía a la brigada de defensa antiaérea 53 del Ejército ruso.

Partiendo de dicho informe, Australia y los Países Bajos y Australia endosaron en Rusia la responsabilidad por el derribo, la instaron a asumirla y procurar justicia para las víctimas y sus familiares.

También amenazaron con llevar el caso a una corte o un organismo internacional.


El Ministerio ruso de Defensa reafirmó en esta relación que ningún sistema antiaéreo ruso había cruzado la frontera con Ucrania y subrayó que la investigación del JIT no incluye testimonios de personas que residían cerca del lugar de la catástrofe, según las cuales el misil había sido disparado desde un área controlada por el ejército ucraniano.

El presidente de Rusia, Vladímir Putin, declaró por su parte que Moscú reconocerá los resultados de la investigación solo si logra participar plenamente en esta labor.

Además, recordó que Rusia había propuesto desde un principio llevar a cabo una investigación conjunta, pero su iniciativa fue rechazada, mientras se aceptó la participación de Ucrania que no había cerrado el espacio aéreo sobre la zona de hostilidades en contra de lo que prescribe la norma internacional. 

Reuters


Etiquetas: Poroshenko