Ankara: la organización de Gulen sigue representando una amenaza para Turquía

  13 Julio 2018    Leído: 405
Ankara: la organización de Gulen sigue representando una amenaza para Turquía

La amenaza proveniente de la organización del opositor Fethullah Gulen, responsable de la intentona golpista de 2016 según Ankara, todavía no se ha eliminado por completo, dijo a Sputnik el vicepresidente del gobernante Partido de Justicia y Desarrollo de Turquía, Mehdi Eker.

Las autoridades turcas llaman FETO (Organización del Terror Gulenista) al movimiento gulenista Hizmet (Servicio).

"No sería correcto decir que la amenaza proveniente de FETO se haya eliminado por completo, tal actitud debilitaría la lucha contra esa organización traicionera, contra esa estructura que cual un tumor maligno penetró en el Estado usando diversos disfraces", declaró Eker y anunció que la lucha continuará hasta que esa organización "quede desarraigada".

Recordó que la noche del 16 de julio de 2016 "centenares de ciudadanos de Turquía murieron o sufrieron heridas, el Parlamento fue bombardeado, los facciosos intentaron asesinar al presidente del país".

Afirmó que el estado de emergencia, que se introdujo en el país para luchar contra FETO y otras organizaciones terroristas, no afectó de ningún modo la vida cotidiana y ayudó a lograr rápidos resultados en esta lucha.

También señaló que el presidente hizo declaraciones sobre probable cese de la vigencia de este estado después del 18 de julio y que la decisión definitiva se tomará tras efectuar las respectivas evaluaciones.

La noche del 15 al 16 de julio de 2016, varias unidades del Ejército turco intentaron derrocar al presidente Recep Tayyip Erdogan, pero los ataques fueron sofocados y el golpe de Estado resultó frustrado, durante los disturbios, sobre todo en Ankara y Estambul, murieron más de 240 civiles turcos, más de 2.000 personas resultaron heridas.

Después del acto insurgente, se efectuaron detenciones de más de 50.000 personas, fueron despedidos o suspendidos más de 160.000 funcionarios públicos, incluidos militares, por su presunta implicación en la intentona o vínculos con Gulen.

Según el Gobierno turco, el principal cerebro de aquella asonada fue el predicador islámico y opositor Fethullah Gulen, quien censuró la intentona y rechazó de plano todas las acusaciones desde su autoexilio en EEUU.

Sputnik


Etiquetas: