Merkel avisa: “Quien se va de la familia europea no puede mantener los privilegios”

  28 Junio 2016    Leído: 242
Merkel avisa: “Quien se va de la familia europea no puede mantener los privilegios”
La canciller descarta que Londres forme parte del mercado único sin libre movimiento de personas
Sin libre circulación de ciudadanos no habrá acceso al mercado único europeo. Si Londres no asume las obligaciones de la UE, tampoco podrá aspirar a sus privilegios. Este es el mensaje que la canciller alemana, Angela Merkel, ha lanzado a los gobernantes británicos el martes, el mismo día en el que ella y el resto de dirigentes europeos se verán con el primer ministro británico, David Cameron, por primera vez desde el referéndum que marcó la primera desintegración en la historia del proyecto europeo.

"Quien quiere salir de esta familia no puede esperar perder todas las obligaciones pero mantener todas los privilegios", dijo Merkel en el Bundestag, la Cámara Baja del Parlamento alemán. La canciller habló poco antes de viajar a Bruselas, donde participará en la cumbre que abordará una de las mayores crisis del proyecto europeo desde su nacimiento. La líder alemana repitió algunos de los mensajes de los últimos días: lamenta profundamente la salida de Reino Unido de la UE, que supone un punto de inflexión en el proyecto europeo; no habrá negociaciones ni formales ni informales antes de que Londres anuncie oficialmente su voluntad de irse.

Pero al mismo tiempo elevó el tono al mostrar a Londres algunas fronteras que la líder más poderosa de Europa no está dispuesta a traspasar. Frente a los deseos de Boris Johnson -el hombre que podría suceder a Cameron a partir de septiembre- de permanecer en el mercado único pese a abandonar la Unión, Merkel dijo que habrá que establecer diferencias "perceptibles" entre los que están en el club europeo y los que no.

Nada de “picotear” en el pastel europeo para elegir los elementos que a cada uno le gusten más, advirtió Merkel. No se trata solo de una cuestión de principios. La líder alemana quiere evitar que un trato demasiado favorable a Londres empuje a otros países a dar un paso parecido en la confianza de obtener así también condiciones más favorables. Y mientras tanto, en el Gobierno alemán no descartan ninguna posibilidad. Incluida la de que finalmente los británicos dieran marcha atrás en su voluntad de marcharse. Por eso la canciller se prepara para largas y muy complicadas negociaciones sin cerrar la puerta a ningún escenario.

“Solo logra acceso al mercado común aquel que acepta las cuatro libertades fundamentales europeas: de personas, bienes, servicios y capital”, aseguró la canciller, que puso el ejemplo de Noruega como país que está fuera de la UE pero dentro del mercado común a cambio de aceptar estas condiciones.

Etiquetas: