Último eclipse lunar del año: así se vivió el fenómeno astronómico más largo del siglo

  19 Noviembre 2021    Leído: 734
  Último eclipse lunar del año:   así se vivió el fenómeno astronómico más largo del siglo

El evento astronómico que duró casi seis horas pudo verse desde algunos lugares del mundo.

Poco después de las 3:00 am (GMT-3) se inició el último eclipse lunar de este año, uno de los fenómenos naturales más atractivos de la astronomía debido a su duración total estimada en unas seis horas.

El evento astronómico es un privilegio que solo puede verse en vivo desde América, el Océano Pacífico y el extremo oriental de Asia.

Unas tres horas después de su comienzo, la alineación de los planetas llegó a su punto máximo, ocasionando la denominada “luna de sangre”.

Este evento astronómico es uno de los más cautivantes para los fanáticos del cielo nocturno. En coincidencia con la luna llena, nuestro satélite está tan cerca del Sol en el cielo que pasa por la parte sur de la sombra de la Tierra protagonizando un eclipse lunar casi total.

Este es el eclipse lunar parcial más largo en 580 años, con una duración de poco más de 6 horas, y su paso a través de la parte más oscura de la sombra de la Tierra se prolongará aproximadamente durante 3 horas, 28 minutos y 23 segundos, según informó la NASA.

Se espera que en su punto más intenso la sombra de la Tierra cubra el 97,4 % de la Luna, precisan los expertos, por lo que se asemejará a un eclipse total. En la mitad del mismo, entrará en su fase máxima y en esta instancia la superficie de la Luna se teñirá, para nuestra visión, de rojo, en lo que se conoce como la “luna de sangre”, un fenómeno que ya ocurrió en mayo de este año.

La sombra parcial de la Tierra comenzará a caer en la parte superior izquierda de la Luna a las 6.02 UTC (3.02 hora argentina de mañana), pero el ligero oscurecimiento de la Luna no se notará hasta que la sombra completa de la Tierra comience a caer en la parte superior de la Luna a las 7.18 UTC (4.18 hora argentina).

El arco de la sombra de la Tierra redonda se extenderá a través de la Luna hasta el pico del eclipse a las 9.02 UTC cuando más del 97% de la Luna estará en plena sombra y sólo una pequeña franja del lado izquierdo de la Luna brillará en la sombra parcial de la Tierra, informa la NASA.

Después del pico del eclipse, la sombra completa de la Tierra se moverá gradualmente de la Luna hacia la parte inferior derecha, emergiendo completamente de la sombra completa a las 10.47 UTC. Después de esto, el brillo de la Luna a medida que sale de la sombra parcial de la Tierra será difícil de notar, especialmente porque el crepúsculo matutino comenzará a las 10.54 UTC. La Luna saldrá por completo de la sombra parcial de la Tierra a las 12.03 UTC.

Qué es un eclipse lunar

La Luna orbita la Tierra aproximadamente una vez cada 29 días y medio. Mientras gira alrededor del planeta, su posición cambiante con respecto al Sol, hace que nuestro satélite natural pase por una serie de fases.

Dichas fases son conocidas como luna nueva, creciente, primer cuarto, gibosa creciente, luna llena, gibosa menguante, último cuarto, creciente viejo y otra vez la llamada luna nueva.

Un eclipse de Luna ocurre cuando el Sol, la Tierra y el satélite se alinean, a nuestros ojos, en el cielo. Entonces, la Luna atraviesa la sombra de nuestro planeta, que está dividida en dos partes, la central, llamada umbra, y la externa, conocida como penumbra. La luna llena sale al atardecer y es visible durante toda la noche. Al final, se pone justo cuando sale el Sol. Ninguna de las otras fases tiene esta característica única. De acuerdo con la NASA, ocurre porque la Luna está directamente opuesta al sol en el cielo cuando la luna está llena.

Este eclipse sólo puede ocurrir en luna llena, y solo si atravesara alguna porción de la sombra de la Tierra, ya sea la penumbral o exterior, así como la sombra umbral o interior. En este contexto, hay tres tipos básicos de eclipses lunares: el de luna penumbral que atraviesa la sombra exterior, lunar parcial que atraviesa la sombra interior, y total de luna que atraviesa la umbral y tiene un vibrante color rojo.

¿Por qué la luna se torna roja sangre?

A medida que la Luna se mueve completamente hacia la umbra, sucede algo interesante: la Luna comienza a tornarse de color naranja-rojizo. ¿La razón de este fenómeno? La atmósfera terrestre. A medida que la luz del sol lo atraviesa, las pequeñas moléculas que componen nuestra atmósfera dispersan la luz azul, por lo que el cielo parece azul. Esto deja atrás principalmente luz roja que se dobla, o refracta, hacia la sombra de la Tierra. Podemos ver la luz roja durante un eclipse cuando cae sobre la Luna a la sombra de la Tierra. Este mismo efecto es el que da a los amaneceres y atardeceres un color naranja rojizo.

Una variedad de factores afectan la apariencia de la Luna durante un eclipse lunar total. Las nubes, el polvo, las cenizas, las gotas fotoquímicas y el material orgánico de la atmósfera pueden cambiar la cantidad de luz que se refracta hacia la umbra. Además, el eclipse lunar de 2021 tiene lugar con la luna llena. Esto significa que está más adentro de la sombra de la umbra y, por lo tanto, puede parecer más oscura. El potencial de variación brinda una gran oportunidad para que los estudiantes observen y clasifiquen el eclipse lunar en función de su brillo.

¿Por qué este eclipse es tan largo?

Este es un eclipse largo por dos razones principales: 1) La velocidad orbital de la Luna y 2) La casi totalidad del eclipse.

Primero, la órbita de la Luna alrededor de la Tierra no es un círculo perfecto y la Tierra está descentrada dentro de la órbita, por lo que a veces la Luna está más cerca de la Tierra y otras más lejos. Este cambio en la distancia afecta la velocidad orbital de la Luna. Más cerca de la Tierra, la Luna se mueve más rápido, mientras que más lejos, viaja más lentamente. En este momento, la Luna está cerca de su punto más lejano en su órbita alrededor de la Tierra y, por lo tanto, se mueve lentamente a través de la sombra de la Tierra.

En segundo lugar, dado que este eclipse es casi total, la Luna pasa más tiempo en la umbra de la Tierra que en un eclipse “más parcial”.

Para observar el fenómeno, no se necesitan equipos especiales, telescopios ni anteojos. La recomendación, para poder apreciarlo mejor, es evitar la contaminación lumínica de las ciudades y buscar un despejado. Para aquellos que no puedan verlo, el Observatorio Griffith en Los Ángeles contará con un video secuencial del eclipse, si el clima lo permite, en su página de YouTube.

infobae


Etiquetas:


Noticias