Miembro del Milli Majlis: "Ya no queremos ver a Francia como un mediador" 

  26 Noviembre 2020    Leído: 216
    Miembro del Milli Majlis:   "Ya no queremos ver a Francia como un mediador" 

"Francia trata de crear un mecanismo de presión sobre Azerbaiyán con sus últimos pasos".

Así lo declaró Rasim Musabayov, diputado, politólogo. Según sus palabras, el liderazgo francés estaba fuera de juego en los recientes desarrollos sobre la cuestión de Karabaj:

"No solo no saldaron cuentas con Macron, sino que ni siquiera querían escuchar a los líderes franceses. Hagamos un breve recordatorio. Durante los eventos, Rusia quiso unir a las partes de conflicto e invitó a los ministros de Relaciones Exteriores a Moscú. Incluso se alcanzaron algunos acuerdos y un alto el fuego. Sin embargo, esto fue violado inmediatamente después de que se declaró el alto el fuego. Pero al menos escucharon a la dirección rusa, y se llevaron a cabo ciertos diálogos con su participación.

Además, por invitación del secretario de Estado estadounidense, Pompeo, los ministros de Relaciones Exteriores visitaron el otro lado del océano. También hubo algunos contactos a través de Washington oficial. Tras estos contactos, se tomaron algunas decisiones de alto el fuego, aunque no se observaron ciertos acuerdos. Hemos visto que Turquía, que ha sido excluida del proceso durante muchos años, está involucrada en estos temas y participa activamente en el diálogo con Rusia. Pero ¿y Francia? Paris se mantuvo fuera del juego".

El politólogo cree que la obvia posición pro-armenia de Francia ha llevado a esta situación. Describió la patria de Macron como un país en busca de prestigio:

"Creo que a pesar de las súplicas del lobby armenio, Francia no puede brindar ninguna asistencia seria a Armenia. No solo tropas, sino incluso balas ordinarias no pueden enviarse a Ereván. No tenían la intención de meterse las manos en los bolsillos para pedir ayuda de la forma habitual. Pero siempre están dispuestos a hacer declaraciones y opiniones. Por tanto, las escenas que vemos hoy se deben a varios factores. La influencia del lobby se ha intensificado, y los franceses intentan demostrar que están haciendo algo por ellos. Por otro lado, Francia está supuestamente tratando de crear un mecanismo de presión sobre Azerbaiyán.

La decisión del Senado es un documento de carácter recomendatorio. Las cuestiones restantes son competencia del poder ejecutivo, es decir, del gobierno. En París, dan la impresión de que decimos "no" a la independencia, pero si nos excluye por completo del proceso, Francia puede elegir este camino: el reconocimiento. Pero también tenemos bastante que decir. Hoy se ha abordado un tema muy conocido en el Milli Majlis. Tuvimos una respuesta muy dura. ¡No queremos ver ni oír hablar de Francia como mediador en Bakú si se toman estas decisiones!"


Etiquetas: