¿Por qué las mejores mentes de China dejan EEUU para volver a casa?

  23 Marzo 2019    Leído: 486
¿Por qué las mejores mentes de China dejan EEUU para volver a casa?

El ingeniero principal que lideraba el desarrollo de la inteligencia artificial en Facebook dejó el gigante estadounidense para trabajar en Alibaba.

Jia Yangqing trabajará para la academia DAMO (Academy for Discovery, Adventure, Momentum and Outlook), la división de la empresa responsable del desarrollo de alta tecnología, incluida la inteligencia artificial (IA). Graduado de la Universidad de Tsinghua (una de las nueve más prestigiosas de China), Jia Yangqing es considerado uno de los mejores especialistas en IA del mundo.

Hasta hace poco, Silicon Valley en Estados Unidos era un polo de atracción para los mejores ingenieros del mundo, incluidos los chinos. Los especialistas en el campo de la tecnología informática y la inteligencia artificial estaban especialmente solicitados. Según LinkedIn, sólo hay 1,9 millones de estos especialistas en todo el mundo. EEUU cuenta con 850.000, mientras que China solo tiene 50.000.  

Los ingenieros y científicos más talentosos de origen chino solían buscar educación y empleo en Estados Unidos. En los últimos años, sin embargo, los mejores expertos en la materia se están trasladando a China. Así, el científico Andrew Ng de origen chino pasó de Google a Baidu; Li Kaifu dejó Google para crear su propio fondo de inversión en China; Jia Yangqing pasó de Facebook a Alibaba, donde trabajará como vicepresidente de Ingeniería y dirigirá la investigación y el desarrollo en el campo de los grandes datos y la inteligencia artificial.

China se está convirtiendo en un lugar más prometedor para los científicos e ingenieros que Silicon Valley debido a que casi alcanza a EEUU en su desarrollo tecnológico, le dijo a Sputnik Li Kai, experto de la Universidad de Finanzas de Shanxi.

"La economía china ha estado creciendo durante casi 40 años, la producción está creciendo rápidamente y la diferencia con los países occidentales es cada vez menor. Y en algunas áreas, ya estamos caminando codo con codo con Estados Unidos, por ejemplo, en inteligencia artificial o las redes 5G", explica el experto.

En segundo lugar, a China no le faltan inversiones mientras que Estados Unidos está experimentando pérdidas de capital, transferencias de la producción y otros problemas. Algunas tecnologías de vanguardia (por ejemplo, los automóviles autopropulsados) deberían desarrollarse sincrónicamente con las industrias tradicionales, pero en Estados Unidos, en el contexto de la post-industrialización, algunos sectores tradicionales han sido eliminados, continúa.

Además, China gasta mucho dinero en atraer a especialistas talentosos, invierte en investigación y desarrollo, por lo que China, y especialmente ciudades como Shenzhen y Shanghái, se están volviendo muy atractivas para los especialistas extranjeros. Muchos chinos estudian en el extranjero y luego vuelven a casa sin problema alguno.

El experto observa también que la política del Gobierno chino ha contribuido a atraer a los mejores especialistas. Las autoridades chinas entienden que es imposible cumplir la ambiciosa tarea de hacer del país un líder mundial en el campo de la inteligencia artificial para el año 2030 sin crear incentivos administrativos para atraer talentos de todo el mundo.

Los llamados 'campeones nacionales' —los mayores gigantes tecnológicos como Alibaba, Baidu, Tencent— también reciben apoyo a nivel estatal. Este apoyo permite a las empresas no escatimar dinero para la expansión externa ni para atraer a los mejores especialistas de empresas competidoras extranjeras. Se puede ofrecer hasta un millón de dólares al año a un científico de alto nivel en China.

Estas medidas han ayudado a China a dar un salto tecnológico y Estados Unidos empezó a preocuparse por perder el título de líder mundial en progreso tecnológico.

Por otra parte, Washington y Pekín pueden cooperar en este ámbito ya que cada país tiene sus propias ventajas competitivas que pueden juntarse para un mejor desarrollo conjunto, opina el especialista chino.

"De hecho, en las industrias de alta tecnología, China y Estados Unidos pueden complementarse y cooperar. EEUU es fuerte en investigación fundamental y China, en la investigación aplicada. Por lo tanto, existe un gran potencial de cooperación entre los dos. China percibe rápidamente dónde aplicar mejor la tecnología y cómo monetizarla y los fondos que resultan pueden invertirse en la investigación fundamental. No obstante, las guerras comerciales y tecnológicas no crean una atmósfera favorable para una cooperación de este tipo", destacó.

Mientras que la Administración Trump está pensando en imponer restricciones a las exportaciones de alta tecnología a China, y la nueva estrategia de la Comisión Europea califica a China como un rival y pide a las empresas europeas que se abstengan de cooperar con ese país en la creación de las redes 5G, las empresas privadas, por el contrario, intentan unir sus fuerzas para desarrollar las tecnologías.

Por ejemplo, Baidu tiene tres laboratorios de investigación en Estados Unidos. Otro gigante de la tecnología china, Tencent, ha abierto un centro de investigación de inteligencia artificial en Seattle (EEUU).

Otras empresas extranjeras también están dispuestas a abrir laboratorios de investigación en China: Google está estableciendo un centro de investigación en Pekín, Baidu e Intel están creando un laboratorio conjunto de investigación 5G y un laboratorio de inteligencia artificial en China. La división de investigación fundamental de Microsoft en la región de Asia y el Pacífico, Microsoft Research Asia, ha estado trabajando en Pekín durante más de 20 años.

Sputniknews


Etiquetas: China   EEUU