El FMI ratifica que Argentina tendrá otro año de recesión en 2019

  22 Enero 2019    Leído: 545
El FMI ratifica que Argentina tendrá otro año de recesión en 2019

Así lo estimó el Fondo Monetario Internacional en su informe 'Perspectivas de la economía mundial'. Para el organismo, ese país volverá a crecer en 2020.

El Fondo Monetario Internacional (FMI) publicó este lunes una actualización del informe 'Perspectivas de la economía mundial', en el que ratificó que Argentina atravesará en 2019 otro año de recesión.

El FMI estimó que la economía de ese país sudamericano registraría una caída del 1,7%, para volver al crecimiento en 2020, con un 2,7%.

El organismo había presentado el último informe en octubre pasado, y en aquella ocasión indicó que "la economía de la Argentina se contraerá en 2019 debido a que las políticas más estrictas dirigidas a reducir los desequilibrios frenarán la demanda interna, antes de volver a crecer en 2020".

Esa misma proyección fue ratificada ahora, al asegurar el Fondo que el PBI caería un 1,7% este año y crecería al 2,7% el próximo.

Otros países
Por el contrario, el FMI anticipó que la economía de Brasil se recuperará luego de la recesión que afectó a ese país en 2015 y 2016, con un crecimiento estimado para este año del 2,5%.

Similar pronóstico figura para México, ya que según el organismo su economía crecerá un 2,1% este año y un 2,2 % el próximo, cuatro y cinco décimas menos que lo anticipado anteriormente, debido a una menor inversión privada, estima el informe.

Según consta en el documento, el FMI recortó sus previsiones para América Latina este año y el próximo en 0,2 puntos porcentuales por debajo de lo previsto en octubre, a un nivel de 2,0% en 2019 y 2,5% en 2020.

En cuanto al crecimiento de la economía mundial, el Fondo proyectó un índice positivo del 3,5% para este año, 0,2 puntos porcentuales por debajo de su estimación de octubre.

A su vez, el organismo estimó un crecimiento global del 3,6% en 2020, un 0,1% menos respecto a lo pronosticado en el informe anterior.

Esto se debe, según el FMI, a que "la expansión global se ha debilitado".

"Una gama de factores desencadenantes más allá de la escalada de las tensiones comerciales podría provocar un mayor deterioro en el sentimiento de riesgo con implicaciones adversas para el crecimiento, especialmente dados los altos niveles de deuda pública y privada", argumentaron.


Etiquetas: