El jefe de Estado : "Azerbaiyán ha sido objeto de un enfoque selectivo durante los últimos 30 años"

  11 Octubre 2021    Leído: 311
    El jefe de Estado  : "Azerbaiyán ha sido objeto de un enfoque selectivo durante los últimos 30 años"

"Lamentablemente, la aplicación de dobles raseros y un enfoque selectivo de las normas del derecho internacional y las decisiones de las organizaciones internacionales tienen un impacto negativo en la solución justa de los conflictos en el mundo. Azerbaiyán también ha sido objeto de un enfoque tan selectivo durante los últimos 30 años."

Así lo dijo el 11 de octubre el presidente de Azerbaiyán, Ilham Aliyev, quien presidió la apertura oficial de la Cumbre del Movimiento de Países No Alineados en Belgrado, Serbia.

El jefe de Estado señaló que Armenia, utilizando un doble rasero en las relaciones internacionales, había logrado ocupar el 20 por ciento del territorio de Azerbaiyán durante unos 30 años, en flagrante violación de las normas y principios del derecho internacional.

"Llevó a cabo una limpieza étnica contra azerbaiyanos tanto en su propio territorio como en las tierras azerbaiyanas ocupadas. En febrero de 1992, cometió el genocidio de Joyalí, matando a cientos de civiles, incluidas 106 mujeres y 63 niños. Violaba los derechos humanos fundamentales, incluido el derecho de más de un millón de refugiados y desplazados internos azerbaiyanos a regresar a sus hogares. Sin embargo, a pesar de la agresión militar y la negativa a implementar cuatro resoluciones adoptadas por el Consejo de Seguridad de la ONU en 1993, que pedían la retirada inmediata, completa e incondicional de las tropas armenias de los territorios ocupados de Azerbaiyán, no se impusieron sanciones a Armenia.

No se hizo distinción entre el estado agresor y el estado ocupado. Por el contrario, Armenia fortaleció la ocupación, cometió crímenes de guerra, llevó a cabo asentamientos ilegales y explotación ilegal de nuestros recursos naturales y destruyó el patrimonio cultural y religioso del pueblo azerbaiyano. Alentada por la impunidad, Armenia fue aún más lejos, amenazando a Azerbaiyán con una nueva guerra por nuevas tierras y recurriendo a provocaciones militares a lo largo de la frontera estatal y la antigua línea de contacto.


Etiquetas: